2019 I Premio ATC Impulsa

El jurado del I Premio ATC Impulsa, organizado por la Asociación Española de Técnicos Cerámicos (ATC), ha decidido premiar, en sus tres distintas categorías, los proyectos “Empleo de microondas para la preparación de pigmentos cerámicos”, de Jaime Gil Guardiola, estudiante de la Escola Superior de Ceràmica de l’Alcora (Escal); “Estudio de la influencia del tamaño de partícula en las coordenadas cromáticas de las tintas de inyección digital”, de Cristian Roldán Ibáñez, estudiante del Institut d’Educació Secundària El Caminàs; e “Integrados. Planteamiento artístico basado en el diseño universal, diseño para todos”, de Lledó Martínez Sales, estudiante de la Escola d’Art i Superior de Disseny de Castelló (EASD).

El jurado estuvo compuesto por Juan José Montoro Fernández y César Solaz Moreno, presidente y secretario de ATC, respectivamente, ambos con voz pero sin voto. Y como vocales, todos ellos con voz y voto, actuaron Jorge J. Bakali Bakali, asesor técnico; Vicent Estall i Poles, director del Museo del Azulejo “Manolo Safont”; Mª Carmen Segura Mestre, directora técnica de Vernís; y Carlos Vivas Peris, general manager de Zschimmer & Schwarz España.

El presidente de ATC, Juan José Montoro, asegura que, entre los 15 proyectos presentados al certamen, “hemos encontrado trabajos muy elaborados en todas las categorías y a pesar de que la elección fue muy discutida, los ganadores fueron elegidos por unanimidad”, y subraya que, a la hora de elegir los mejores proyectos, se ha tenido en cuenta la “claridad y profundidad del análisis previo, la aportación creativa o de innovación, la coherencia y viabilidad del proyecto y la presentación del proyecto”.

Además, Montoro asegura que con la creación del Premio ATC Impulsa se quiere poner de manifiesto la apuesta de ATC “por la formación entre los técnicos cerámicos y el desarrollo de trabajos de investigación relacionados con el proceso cerámico, abordando tanto aspectos técnicos como de diseño”, y puntualiza que esta apuesta por la formación y la investigación “tiene asociada la generación de conocimientos básicos que, posteriormente se pueden aplicar y transferir al sector cerámico. Este proceso de transferencia se convierte en una de las principales vías de inserción de los nuevos técnicos en el mundo laboral.

El proyecto “Empleo de microondas para la preparación de pigmentos cerámicos” es el ganador en la Categoría A, destinada a los alumnos de estudios de Grado o Superiores Artísticos en proyectos relacionados con aplicaciones científico-tecnológicas y, según el acta del jurado, “además de ser el trabajo con mejor puntuación, cabe destacar la presentación de proyecto, la innovación y creatividad que aborda el mismo. Proyecto con temática muy actual”.

La Categoría B, en la que resultó seleccionado el proyecto “Estudio de la influencia del tamaño de partícula en las coordenadas cromáticas de las tintas de inyección digital”, está destinada a los alumnos de Ciclos Formativos de Grado Medio o Superior, en proyectos relacionados con aplicaciones científico-tecnológicas. El proyecto trata sobre cómo influye la granulometría de una tinta sobre el tono obtenido. Durante el proyecto se fabricaron 5 tintas de diferentes colores y estructuras y se observaron cómo afectaba el tono según la estructura cristalina del pigmento. La otra parte que se trata es el análisis de las propiedades físicas y cómo influye la granulometría en ellas, así se podrá saber si son adecuadas para su uso diario.

Por último, “Integrados. Planteamiento artístico basado en el diseño universal, diseño para todos”, fue el ganador en la Categoría C, apartado destinado a los alumnos de cualquier tipo de estudios reglados relacionados con la cerámica. El trabajo seleccionado “es la creación de una producción artística integradora, con un lenguaje gráfico-poético basado en el principio de diseño universal, arte para todos sin necesidad de adaptar o rediseñar de una forma especial, contribuyendo al reconocimiento de igualdad. Una obra en forma de libro, libro de artista o incluso libro objeto, donde este deja de ser un medio de difusión de masas para llegar al público, modificando su valor simbólico que pretende acercar el arte al ciudadano hasta transformar la sociedad. El proyecto consta del libro de autor de porcelana y el cajetín, cuya función es doble, práctica y simbólica, por una parte protege la obra por la delgadez del material, y por la otra actúa como elemento que representa el aislante e intimidad de las emociones personales, creando una visión arquitectónica u escultórica a modo de fortaleza”, según el jurado.

Los autores de cada uno de los tres proyectos ganadores recibirán un premio en metálico de 1.000 euros, y la entrega oficial de los premios formará parte del programa del XV Congreso Internacional del Técnico Cerámico que se celebrará los días 7 y 8 del próximo mes de noviembre en la FUE-UJI, en la que también se expondrán todos los proyectos presentados.

Bases I Premio ATC Impulsa 

¡Compártelo en tus redes!

Ir arriba
¡Inscríbete!

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo